Las redes sociales han revolucionado nuestras conexiones sociales. El desarrollo de Internet en los últimos años ha abierto un vehículo para la creación de discursos, expresión y asociación de las nuevas generaciones. Pero son muchas las ocasiones en la que esta libre expresión es empañada para generar odio. Camuflados detrás de un avatar y sobre todo en la adolescencia, es muy fácil vomitar esa rabia en Internet o difícil gestionar si has sido la victima de ese odio, ese ciberbullying.

Hace unos días, se ponía en marcha la campaña “Somos Más“, una iniciativa cuyo objetivo es prevenir y sensibilizar sobre el discurso del odio y la radicalización violenta en Internet. De generar conciencia sobre la importancia de dirigirnos al otro siempre responsablemente, aún para expresar nuestro desacuerdo, en lugar de las faltas de respeto y los discursos radicales y violentos.

Tienen tres objetivos: hacer de internet un espacio libre de odio; prevenir a los jóvenes contra el radicalismo; y sensibilizar a los adolescentes a través de creadores de YouTube. Educación y formación, haciendo uso de la tecnología y teniendo el apoyo y colaboración de los expertos y asociaciones que son clave este terreno y fundamentales para cambiar la situación existente.

Parte importante de este proyecto es la campaña de comunicación a cargo de 8 creadores de YouTube en España que actuarán como embajadores del cambio. Estos influencers con un alcance de más de 5 millones de seguidores en YouTube utilizarán sus canales para promover mensajes positivos de integración, tolerancia y respeto, haciéndole frente a temas como el radicalismo violento, el racismo, la xenofobia, el sexismo y la homofobia.